jueves, septiembre 16

Descargas

Hace algunos años fui usuario de eMule. El programa eMule, por si alguien no lo conoce, sirve para el intercambio de archivos (P2P): compartes ficheros con los demás usuarios y, a su vez, tú puedes conseguir los de ellos. Lo usaba principalmente para bajar alguna película infantil y bandas sonoras (esto último es algo que no siempre me era fácil ni barato conseguir por los medios más habituales).

Eso de "bajarse música y películas" es algo que se considera ilegal en algunos países y por algunas asociaciones empresariales. Si os soy sincero, a mi no me creaba demasiado problema de conciencia por un motivo que, a algunos, les puede parecer pretencioso: mi videoteca y discoteca tienen más títulos originales que la de muchos directivos de la SGAE. Y pagados por mi.

Con el tiempo, dejé de descargar archivos. Mayormente porque, una vez conseguido lo que buscaba, no se ocurría nada más que pedir. Y, como decía aquel, pedir por pedir... es tontería.

Pero hubo otro motivo que me llevó a dejar de usar eMule. Mis hijos, cuando veían anunciar el estreno de una película infantil, se acostumbraron a decir: "¿Nos la bajas, papá?" (alguna vez, incluso, a voces en mitad de la Sección de DVD del El Corte Inglés). Llamadme antiguo pero, cuando yo era niño y adolescente podían transcurrir meses desde que deseaba un disco o película hasta que conseguía ahorrar suficiente para comprarlo. Eso me obligaba a elegir muy bien y, ese tiempo de espera, servía para desear aún más tener aquel disco de Pink Floyd, Dire Straits o Tchaikovsky. Los tiempos son otros, lo reconozco, pero... a pesar de ello, me resisto a admitir que una película o un disco sólo sea para mis hijos un producto más de consumo, al que no den ningún valor. Soy capaz de reconocer en un disco compacto o en una película el valor de la creación artística de quien lo ha hecho, y no me parece horando menospreciarla ni trivializarla de esa manera.

Hace unos días compré un disco duro: el uso que le voy a dar es almacenar fotografías. Es un Toshiba muy elegante de 1.5 Tb... una pasada de capacidad. Y más si lo comparo con el disco que traía mi primer ordenador, un IMB PS2, con un disco duro de 20 Mb. Cuando miré con detenimiento el ticket de compra, observé un concepto que llamó mi atención:

Canon

Doce euros en concepto de "Canon por Copia Privada". Ese es el canon que implantó hace unos años el gobierno del Estado dando por supuesto que todos los que compramos un disco duro lo vamos a usar para "descargas ilegales". El legislador ignora así nuestra presunción de inocencia , la que establece el Artículo 24.2 de la Constitución Española. Se da por sentado que todos somos culpables y no hace falta que demostremos nada, sólo pagar.

Después de pagar esos doce euros, moralmente, me siento facultado para bajarme un importe equivalente en música o películas. No por nada, sino porque ya lo he pagado.

¿Qué me descargo? ¿Alguna película de estreno que me recomendéis? ¿Algún compacto interesante? ¿Dónde puedo bajarme películas? ¿Y música?

Fotografía: Canon

14 comentarios:

Más claro, agua dijo...

Siempre puedes utilizar el antiguo ordenador para reventar las cristaleras del palacio de la SGAE...

Y ni se te ocurra bajarte nada de Ramoncito, presidente de la república del pollo frito. Esos archivos son más perjudiciales que un virus...

;-)

Patxi dijo...

Osea que estamos invitados a bajarnos contenidos ilegales por que ya los hemos pagado... i por lo tanto ya nada es ilegal porque el soporte que lo alberga ya tiene el canon pagado.

No es todo un poco contradictorio???

Salud

Manuel Santaella dijo...

Yo no te aconsejo la violencia. Quizá lo mejor sea que te bajes el vídeo de la primera película de la ministra de Cultura, Ángeles González-Sinde Reig, cuyo título no recuerdo, y un disco de Eduardo Bautista García, más conocido como Tedy Bautista. Luego lo subes a tu blog para que tiodos veamos el arte que derrochan los dos personajes.

Efter dijo...

Bájate la serie de Cáprica, Los Tudor, Los Pilares de la Tierra y la nueva de V. Verás que gusto le sacas al canon.

Lukas ThyWalls dijo...

Tu pensamiento con tus hijos me parece genial, es lo que deberiamos hacer todos para concienciar a las nuevas generaciones y a la sociedad actual sobre que es y que no es el P2P y el intercambio de archivos, y el valor que hay que dar a las obras (Que hay que darselas)

Por otro lado, yo que tu me descargaba hasta una mierda en la puerta de la SGAE, porque no solo en eso sino en infinidad de cosas que cobran el canon que te han cobrado seguro tienes que tenerlo en cuenta.

Disfruta de tu disco duro, Landah

Manu dijo...

Efectivamente amigo, yo casi nunca descargaba nada, tengo mi colección de discos originales en casa, ya que lo que me gusta, me gusta pagarlo, pero desde que se implantó el canon digital, tengo el torrent que echa humo de todas las películas que me descargo y ahora que venga la GC a mi casa y le presento la factura para evitar así las consecuencias legales de mis actos.

Pd: La Constitución, la lee cada uno a su manera.

Lola dijo...

Te descargues lo que te descargues merecerá la pena. Tu sabes andar por el mundo, no los simples mortales que pagamos la factura y ni siquiera nos entretenemos a mirar los conceptos.
Por cierto, prometemos guardar el secreto.

Food and Drugs dijo...

Doce euros tuyos, doce euros míos, otros doce de menganito...
Y paro porque si no nos dan las uvas.
;-)

pon dijo...

Descargar no me supone ningún problema moral, tengo un concepto taaaan bajo de la Sgae, esa sociedad privada. No suelo bajarme música porque tenemos en Spotify, pero pelis sí que me gusta tener. Voy al cine y si me gusta, me la bajo.
El Doctor en Alaska, todas las temporadas, del Ares.

Uno dijo...

Todo "cacharrro" con capacidad de almacenamiento digital paga canón.

El video de la obra de teatro que hice en junio lo tengo en un DVD que ha pagado canon.

Mis fotos es en dos discos duros (las duplico por si acaso) que han pagado canón. Eso sí, los discos los compro siempre de "sistema" que son identicos a los "esclavos", sólo que tienen un menor importe de canón pues se suponen destinados a guardar el sistema operativo del ordenador.

Yo me bajo peliculas de vez encuando, algunas se quedan aburridas sin verlas, y cuando reparo en ella puede ser que hayan pasado varios años que ya la dieron por la tele.

Me parece perfecto como tratas de educar los hijos.

Saludos

ana dijo...

Hace años yo también tenía el emule echando humo todo el día. Ahora me bajo alguna película de vez en cuando, de higos a brevas. Eso sí, de series me estoy hinchando, en descarga directa: así he visto The Wire enterita (auténtica maravilla, oiga), Sherlock (sólo son tres capítulos, pero totalmente recomendable) y ahora estoy con Treme (sólo por la música ya merece muchisísimo la pena, pero es que es música y mucho más...)
Ea, ya te he dejado algunas pistas, ya que compartimos conciencia ;)

Besines!

ana dijo...

Hace años yo también tenía el emule echando humo todo el día. Ahora me bajo alguna película de vez en cuando, de higos a brevas. Eso sí, de series me estoy hinchando, en descarga directa: así he visto The Wire enterita (auténtica maravilla, oiga), Sherlock (sólo son tres capítulos, pero totalmente recomendable) y ahora estoy con Treme (sólo por la música ya merece muchisísimo la pena, pero es que es música y mucho más...)
Ea, ya te he dejado algunas pistas, ya que compartimos conciencia ;)

Besines!

Buenaventura dijo...

También he dejado de bajarme cosas del emule y del Ares, entre otras cosas porque lo último que me bajé resultó ser una pelí porno, no es que me importe ni que me asuste, pero me da miedo encontrar otro tipo de contenidos más peligrosos. Así que he encontrado una página donde puedo ver lo que me descargo antes de hacerlo. Mayormente son series que pasan sin mucha pena ni gloria por las televisión.

Música tengo la suficiente, llegué a conseguir la discografía de TRIANA, un buen número de cds de Camarón, otro tanto de Enrique Morete y poco más. Alguna que otra canción suelta, pero tampoco.

Como tú bien dices, creo que eso de tenerlo "TODO" en internet ha perdido un poco la magia o la gracia. Hace un par de años empecé a coleccionar los DVDs de los Caballeros del Zodiaco. 29€ cada ejemplar. Pues bien, ahora los tengo todos gratis, sin esperar a un solo click.

Soy de los que se baja cosas, pero abuso ni me bajo cosas que realmente no quiera ver.

PM dijo...

Todo este tema es un embrollo.
Poca gente se plantea el tema como tú, con respeto al oficio de crear y teniendo en cuenta la educación de los hijos.
A mí me parece que nos quejamos por vicio. Aunque desconozco como funciona la gestión de los derechos de autor, tengo la intuición de que quien se compra un disco duro, por el que cobran 12 euros por este concepto, se ha descargado por lo menos 12 canciones (que costarian 12 euros en itunes) o varias peliculas.
Podemos ondear la bandera de los derechos fundamentales y la presunción de inocencia porque estamos en nuestro derecho.
Pero somos un pais de bandoleros y me parece más decente no hacerme la victima ni el ofendido. Como el 95% de los usuarios (estimación personal sin datos que la avalen), pago por cada euro de derechos que pago me descargo 40 (y esto también es una estimación)