domingo, junio 21

Sometidos

Surtidor de la Alhambra

“Sabido que para someter a un pueblo, es preciso borrar la memoria de su verdadera historia, porque conocerla implica acumular experiencia o suma de puntos de referencia que permiten comparar, y en consecuencia elegir, la de todos los pueblos fue adulterada, a conveniencia del poder. Y destruida la de aquellos que fueron sometidos al imperio de depredadores, en lo material y por extensión en lo intelectual, fuesen extraños o propios.”

Extraido del libro: "África Versus América. La fuerza del paradigma" 
Autora: Luisa Isabel Álvarez de Toledo, duquesa de Medina Sidonia


Fotografía: Surtidor de la Alhambra 
Autor: Landahlauts

4 comentarios:

almutacen dijo...

Como notamos su ausencia,gracias por todo Isabel. V.A.L. Saludos

madreselva dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
madreselva dijo...

Land, este texto es tremendo, lo veo y quisiera que no sea cierto, que estoy equivocada, se vive sólo el hoy, el ahora mismo, como en la guerra...sin pasado y sin futuro, si mencionás el pasado te paran con un "no te quedés en el tiempo", o "eso ya fue, hablame de hoy", y los melancólicos para quiénes todo, todo está en el pasado y no pierden tiempo en un hoy, tienen la mirada perdida en esos años donde creen que todo fue gloria, o los futuristas que te dicen "hay que tirar para adelante", así sea al precipicio..."hay que ponerle pilas"
Es un trabajo muy arduo la temporalidad, muy arduo, lo del presente absoluto de los animales que no tienen conciencia sin pasado, no saben de la muerte, se aparean, y tampoco tienen conciencia, todo se lo señala el instinto.
Gracias por este post que me ha permitido darle forma a algunos conceptos que tenía deshilvanados y a veces me cuesta encontrarles la vuelta.
Cariños Land,

y es muy terrible el grito de ese hombre, cuando nota desesperadamente que la muchacha ha muerto.

MAYTE dijo...

que razón lleva ese extracto del libro, pero la memoria del pueblo no es posible borrarla del todo, queda la historia oral, la que se va transmitiendo de padres a hijos aunque los historiadores y los políticos la deformen para adaptarla a su acomodo.
pero ya dice el refranero "el pueblo que olvida su historia, la vuelve a repetir"
saludos
mayte