jueves, febrero 19

Nosotros, los marginados

"Una estación de trenes británica ha instalado unas señales pidiendo a los pasajeros que no se besen con sus parejas en determinadas áreas durante las despedidas. El aviso informa a los viajeros de que pueden dar rienda suelta a sus desahogos amorosos en el área de estacionamiento de la estación. Las señales 'anti-besos' han sido colocadas en los muelles donde baja la gente en la estación Warrington Bank Quay, en la ciudad de Warrington, entre Liverpool y Manchester, en el noroeste de Inglaterra."
Despedidas
Cuando leí esta noticia, tuve varias sensaciones muy distintas. La primera reacción fue de tristeza. Imaginé lo fría e impersonal que debe de ser una estación de tren sin besos de despedida, ni lágrimas de adiós... Seguidamente, y dejándome llevar por mi calenturienta imaginación, pensé en las consecuencias de: "... el aviso informa a los viajeros de que pueden dar rienda suelta a sus desahogos amorosos en el área de estacionamiento de la estación..." Y así, imaginé, unos aparcamientos dignos de Sodoma y Gomorra, repletos de "desahogos amorosos" y sólo aptos para mayores de dieciocho años. Por último, hubo un detalle que me provocó un tremendo enfado. Una circunstancia que me hizo sentir una profunda y sincera indignación: como heterosexual, me consideré tratado de modo injusto y marginado por la prohibición. Me explico: a poco que uno se fije el cartelito de marras, el de "no-kissing zone", notará que la prohibición de besar en la estación de Warrington Bank Quay es, sola y exclusivamente, para parejas heterosexuales. El cartel no prohíbe besarse a las parejas del mismo sexo. ¿Qué pasa con nosotros, los heterosexuales? ¿No tenemos nuestro corazoncito? ¿No necesitamos tener muestras de afecto con nuestra pareja? ¿Por qué esa injusta desigualdad de trato entre parejas heterosexuales y homosexuales? ¿Por qué se nos pretende marginar? ¡¡Vamos, hombre... por favor!!!! Aviso: El aparcamiento es "zona hetero", que conste.
Foto 1: Yahoo! Noticias Foto 2: Despedidas - Landahlauts

18 comentarios:

Maritoñi dijo...

JAJAJAJAJA
Me parto!
Entiendo tu indignación.

Luz de Gas dijo...

Muy bueeeno

lupita se va de viaje dijo...

tristeza: no te preocupes nadie va a hacer caso
deseo: mira por donde un bonito efecto secundario
enfado: en fin, los de los trenes no creen que los gays existan
l.blondieStopStupid

Novicia Dalila dijo...

Pues a mí el dibujo del cartelito no me cabrea ni me siento discriminada, es evidente que no van a poner todas las posibilidades que puede haber (hay tanta variedad de combinanciones...), supongo que han aludido a lo más habitual o que engloba a más gente... No es como los sitios reservados a embarazadas, que no hay otra opción y te ponen una muñeca de 8 meses...
Pero vamos, que yo me apunto a esos "puntos de encuentro" llenos de vicio a desfogarme... el colmo sería que allí no dejasen fumar... Hay que asegurarse de que todo esté permitido, si no, los que tenemos todos los vicios nos vamos a agotar andando...
Si hay manifa reivindicativa, yo me apunto.

Anabel dijo...

Es normal...sitúate...es inglaterra.

Empiezan con un simple beso y acaban teniendo hijos a los 13!!!!! hay que ir limitando ésto!...por eso hacen discriminación...con los Gays eso no pasa!

Eponine dijo...

Pues yo en el cartel no veo a un hombre y una mujer. Veo a dos hombres, uno de ellos vestido de modo clásico, con sombrero y gabardina. El otro más informal, con estilo punk en el peinado... pero un hombre al fin y al cabo.

Mari Carmen dijo...

sí, creo que los heteros vamos a tener que reivindicar un montón de cosas, que estamos aquí, tan calladitos, y nos toman por el pito un sereno :)

Un abrazo

cosechadel66 dijo...

Fijate que curioso, en los años 40 y 50 en la España de Franco, el único sitio donde una mujer y un hombre podían mostrarse afecto era en los ándenes de tren, donde el amor se disfrazaba de despedida....

Merce dijo...

Puñalada al romanticismo...

Edurne dijo...

Bueno, vamos a ver, un poco de seriedad y menos cachondeo, que nos estamos desmadrando...
Qué es eso de prohibir los besos?
Ni hetereos ni homos... ni la madre que los parió a los censores prohibidores de las narices, que ya nos las están tocando demasié!
Castigados de cara a la pared y con orejas de burro, ah, y luego me paso y les doy con la varita en las yemas de los doigts!
He dicho!

Halo dijo...

nooooooooo volveremos a lo de los miembros y las miembrs... nooooo
a mi me parece que los besos en las estaciones son siempre muy bonitos, aunque tengan sabor a despedida...

Más claro, agua dijo...

Y que esto pase, precisamente, en la estación de Güarrinton...

madreselva dijo...

ahh...Land, es una buena noticia...!!!, es que el erotismo es hijo de la transgresión. Están llamando a la vuelta del mismo, que había sido reemplazado por las prácticas sexuales,
muy buena noticia....!!!!
:)

Al golpito dijo...

jajaja ...sublime!!!

Fiebre dijo...

Jomío, estos hijos de la Gran Bretaña son muy siesos.
En fin nos queda el consuelo de que, como también está prohibido el botellón, la susodicha área de estacionamiento será un ejercicio absoluto de fornicio y desenfreno -o eso espero-

Food and Drugs dijo...

No hay nada que temer. La prohibición no solo está restringida a parejas heterosexuales, sino a aquellas de estas en las que los novios lleven sombrero y sus novias los rulos en la cabeza.
;-)

efenavarro dijo...

Te entiendo, hijo mío. Te entiendo.

Uno dijo...

Creo la señal va dirigido a los españoles. Juraría que el lleva sombrero cordobés y ella va con los rulos...

Si algún día voy allí, me pondré en ese area a reclamar que me besen, hay que exigir los derechos :-)