jueves, mayo 10

Mitos del Cavallino



Hace 25 años, la Fórmula Uno perdió a uno de sus mayores exponentes, un hombre que con un modesto palmarés alcanzó un impacto tan profundo en la categoría que su memoria sigue vigente hoy.

Él combinó las mejores cualidades de Michael Schumacher, Ayrton Senna y Juan Pablo Montoya: un deslumbrante talento, un insaciable espíritu y deseo y un carisma magnético que atrajo a millones de aficionados.

Él también poseía una honestidad y honor de otra época, muchos años antes que la suya, rasgos que de una u otra forma estuvieron presentes en su muerte.

Ese hombre fue Gilles Villeneuve, quien vio cortada su fugaz pero gloriosa carrera el 8 de mayo de 1982 en un impactante accidente durante las calificaciones para el Gran Premio de Bélgica en el circuito de Zolder.

Como muchos que fallecieron en el mejor momento de su carrera, Villeneuve -padre de Jacques, campeón mundial en 1997- pasó a la inmortalidad como uno de los más grandes héroes de la F1.


Villeneuve desarrolló casi toda su carrera en Ferrari -a excepción de tan sólo un GP- en un período crítico y difícil para la escudería italiana, lo que hace todavía más impresionante que se haya creado el mito.

Pero no fue sólo su muerte prematura la que le brindó el estatus de leyenda, sino fue la forma como vivió su vida, similar a la de una película de aventuras.

De BBCMundo.com

Tags:

4 comentarios:

El Churruán dijo...

Sí, recuerdo vagamente que comentamos el accidente en el colegio, fue impresionante. Claro que también recuerdo hablar de la muerte de Paquirri, la de Grace Kelly..la de cosas alegres que se hablan en los recreos del cole!! :D
Es una pena pero creo que se ha perdido un poco de ese espíritu caballeroso que tenia Villenueve y sus contemporáneos, en la Formula I de hoy día.

Landahlauts dijo...

La de Paquirri es la que yo recuerdo de pequeño.
Bueno, y la de Franco... pero fue menos traumática en mi entorno, fue como un fin de año.

Se perdió su espíritu sí... lástima

Anónimo dijo...

Gilles consiguió dar un aire nuevo a la Fórmula I.
En el recuerdo quedarán siempre sus adelantamientos, sus accidentes, su agresividad y su carácter de ganador. Y es que allí donde se veía una bandera del cavallino con el 'Forza Gil' escrito, cualquier cosa podía suceder.
Mayo no es un mes agradable para la Fórmula I. El 1 de Mayo de 1994 perdía la vida Ayrton Senna en el circuito de Imola.

La cosina. Besos.

Landahlauts dijo...

Ay... Cosina... lo que me gusta leerte.

Petons