domingo, marzo 11

Hay días como hoy

Hay días como hoy que no pasan nunca. Son días como una espesa niebla en la garganta, al borde del abismo (...) Esos días donde se rompe el alma para que las palabras alcancen el poema y, también, esos días donde el poema nos abandona, definitivamente, para inventar el alma. Tags:

7 comentarios:

mireias32 dijo...

La imagen me parte el corazón casi más que las palabras. Saludos y besos de domingo**

aitb dijo...

deep sadness :(

beijos carinhosos e um dia feliz

Halo dijo...

ayer salió el sol, una extraña paz y relajación flotaba en el ambiente....
yo estuve paseando por madrid y he de decir que la gente tenía un aspecto de extraña melancolía en la que todos aquellos que iban acompañados se aferraban al brazo de su compañero queríendo atrapar un instante y hacerlo eterno... o eso fue lo qeu yo vi....

LOLA GRACIA dijo...

Chico, insuperable. Qué bonito el poema, las lágrimas del niño, la tremenda tristeza de familias destrozada; de hijos sin padre, o sin madre. Mejor no pensarlo. Me pogno de muy mala uva.

Alvaro dijo...

No, Lola. Hay que pensarlo. No se nos puede olvidar nunca. Hay que mantener cierto grado de dolor, de incomprensión, para que no dejemos que nos utilicen. Ni a ellos.

Un saludo

Anónimo dijo...

Y seguimos estando en su punto de mira. Cuando quieran venir, que vengan, tendremos balas para todos.

Apus dijo...

Cuando la gente va comenzar a mirar más allá de sus narices. LO MACRO, las cosas fuera de su contexto distan mucho de la realidad.

Mejor no hablo que me pongo en mala