miércoles, febrero 14

Tristan und Isolde

Hoy suena en La Arbonaida la Obertura de la ópera de Richard Wagner "Tristán e Isolda" (1857-1859). Ayer, 13 de febrero, fue el aniversario de la muerte de Wagner, ocurrida en 1883. Esa excusa y la excusa del amor, un tema comercialmente apropiado para un día como hoy, han sido las que me han llevado a traer un pasaje sublime de Wagner... uno de tantos. Pocos autores me logran conmover como Richard Wagner y, curiosamente, más en pasajes instrumentales que en pasajes de ópera.
Decía Schopenhauer que la música es el único medio de expresar el significado profundo de la existencia. Y Wagner lo entendió así. Por ello sólo la música nos podría mostrar el amor de Tristán e Isolda de una manera tan profunda. Es un amor que sólo se materializará en la muerte, más allá de esa existencia real... en donde no pudo tener lugar.

3 comentarios:

salidademergencia dijo...

"Presioso" Wagner, muy bonito.

Scemo di legno dijo...

Triste, quizás???

Silvia dijo...

Una de estas noches, después de un día horrible de curro, voy a entrar por aquí a dar una vuelta, voy a escuchar las cosas que pones y me dará algo que impedirá que vaya a trabajar al día siguiente. Ojú. Y yo que te lo agradeceré, por cierto.
Tienes un gusto exquisito, menudo descubrimiento...