viernes, agosto 11

Una esperanza asesinada.

Hoy, 11 de Agosto, hace 70 años que Blas Infante fue asesinado. Había sido secuestrado unos días antes en su casa en Coria del Río. Murió en el kilómetro 4 de la Carretera de Carmona mientras gritaba ¡Viva Andalucía libre!.


D. Blas Infante, Padre de la Patria Andaluza es, aún hoy en día, el máximo exponente del Nacionalismo Andaluz y un ejemplo a seguir por todos los andaluces y andaluces que aman su Nación.

Cuatro años después de su secuestro y asesinato y, para darle algún viso de "legalidad", el Tribunal de Responsabilidades Políticas creado después de la guerra le condena a muerte y a una multa económica a sus descendientes por, según un documento del 4 de mayo de 1940 escrito en Sevilla: "...porque formó parte de una candidatura de tendencia revolucionaria en las elecciones de 1931 y en los años sucesivos hasta 1936 se significó como propagandista de un partido andalucista o regionalista andaluz..."


Aquel golpe de estado y aquellas balas fascistas acabaron, no sólo con su vida, también con la esperanza de un Estatuto de Autonomía para Andalucía cuando ya era inminente su aprobación.
Callaron su voz, pero su obra y su pensamiento no. Vive en muchos de nosotros.
D. Blas Infante Pérez Padre de la Patria Andaluza In Memoriam Andalucía, 2006.

10 comentarios:

Ros dijo...

Bonito recordatorio. Unelo al 50 aniversario de la muerte de Bertoch brecht y hemos clavao el día!!!

Nice to see you again...

No hay peli de viernes????

Bahtian dijo...

A ver que te parece esta,1987. Alan Greenspan accede al cargo de Presidente de la Reserva Federal de Estados Unidos... buena, eh?

SalidaDeEmergencia dijo...

¿Qué queda de Blas Infante? Es sólo un motivo para que políticos oportunistas quieran agradar a los andaluces. Por lo demás, los falangistas cumplieron su cometido: está muerto y enterrado.

Anónimo dijo...

Publicado en el ABC por J. Félix Machuca el día 11 de agosto:


Si don Blas levantara la cabeza


Menos mal que esas cosas de levantar la cabeza después de tantos años de tierra y mármol solo se dan en algunos camelos parasicológicos y en muchos argumentos de películas X. Me refiero a las películas de expedientes X. Que las otras ya sabemos qué clases de cabezas levantan. Menos mal. Menos mal porque, de lo contrario, hoy día diez de agosto, a la altura del kilómetro 4 de la carretera de Carmona, don Blas tiene un buen motivo para levantar la cabeza. Y en el supuesto de que así sucediera o sucediese la que se podría liar dejaría pequeña a Andalucía, a España y a la mismísima Humanidad. Don Blas levanta la cabeza hoy allí donde le dieron palmolive de plomo y cuneta, olisquea lo que se cuece alrededor del Estatuto y se inflama los pulmones con el olor a andalucismo de veinte duros que tienen los muchachos cuando, sin sabérselo, cantan el himno y parece que están cantando lo de poyeya...Si don Blas levantara hoy la cabeza y viera todo esto que les cuento, ay mi madre, don Blas pillaba el palo de la bandera y no paraba de dar escobazos hasta convertir el tren de la feria de Casares en un pedazo de AVE. Y en ese AVE colocaba a los que cantan poyeya en vez del himno, para mandarlos un poco más allá de esa referencia naval que rima con ajo...


. . . Al mismísimo ajo mandaría don Blas a tanto travestón político si hoy le diera por levantar la cabeza. Y comprobara que, estos profesionales de la política, son incapaces de ponerse de acuerdo para que Andalucía no pierda ni rango político ni velocidad económica en el nuevo Estatuto. Por ellos, poyeya diría la otra, los andaluces podemos morirnos de tontos y de pobres. Por ellos los catalanes podrían seguir metiendo la mano en nuestro Iva, levantarle el dieciocho por ciento al presupuesto de todos los españoles durante siete años y nuestros chicos correr un estúpido velo sobre la deuda histórica que no se nos quiere reconocer. ¿Verdad Pérez? ¿Verdad que te gustaba muchísmo un Estatuto que no recogiera la deuda histórica para que así los andaluces muriéramos de tontos y tú siguieras vivo al lado del poder con tanto rollo como te alimenta? A estos chicos les debemos que no se hayan puesto todavía de acuerdo con el futuro Estatuto. Y la cosa está muy clara. No morirnos de tontos ni de hambre. O sea, ni un paso atrás de lo conseguido el 28-F. ¿No son andaluces todos ellos? ¿No le han puesto la banderita blanca y verde a las iniciales de sus partidos? ¿Entonces a qué viene no ponerse de acuerdo en algo tan sencillo como eso? No morirnos de tontos ni de pobres. No perder ni un centímetro de lo logrado el 28-F. Ni en lo económico ni en el rango político. ¿A usted le ha ido mal con este Estatuto? Pues nos lo van a cambiar porque a los catalanes les viene mejor mandarnos a segunda división. A segunda no nos vamos a ir. Eso para el Lérida y el Figueras. El Estatuto nuevo que salga de las Cortes que vaya a Madrid consensuado . Pero no a cualquier precio. A ver si aquí quien yo me se va a querer dar la de cal y la de arena siendo más español que en Baleares...Ni tontos ni tiesos. Ojito.


Cuidados con los acuerdos con tinto de verano. Cuidado con las alianzas alcanzadas bajo la siesta y la modorra de agosto. Andaluces levantaos que tendidos al sol nos la cuelan mejor. Andaluces levantaos que nos quieren acostar para siempre. A ver, a ver quién es capaz de coger la bandera del Iva andaluz, de la deuda histórica y de un presupuesto en función de la población del territorio. A ver quién tiene lo que hay que tener para coger esa bandera con el objetivo de que no nos muramos ni de tontos ni de pobres. Solo eso. Solo echamos de menos alguien que sea capaz de enarbolar esa bandera tan urgente para todos los andaluces. Para los no alineados, para los populares, los socialistas, los andalucistas y los comunistas... Bueno, como dice mi amigo Enrique, los comunistas de IU harán los que les digan... Pero esa bandera es la que tenemos que ver en el mástil más alto de la playa de nuestro Estatuto. La bandera actualizada del 28F. Todo lo demás es bandera de aguas contaminadas o bandera de aguas peligrosísimas. A ver si hoy, después de cantar el poyeya, alguien cae en la cuenta de que es posible consensuar un Estatuto que nos sirva a los andaluces para no morirnos de tontos ni de pobres. Y para que si don Blas levantara la cabeza no se preguntara si tiene sentido dar la vida por una idea que tus paisanos convierten en el negocio de unos cuantos.

Més Vilaweb dijo...

Blas Infante fou detingut el 2 d’agost i assassinat per els feixistes la matinada de l’onze d’agost de 1936. Fa 70 anys. Si em permeteu -i si no ho faré igual- l'hi vull retre homenatge. A la meva manera, explicant-vos una mica qui era i quina relació tenia amb Catalunya.

Al llarg de la seva vida, va viatjar més del que era habitual en aquella època. Va recorre tota Andalusia, Madrid, Portugal, el Marroc, Galícia, ... però mai va visitar Catalunya. Al nostre país el va conèixer en els llibres i parlant amb els nostres, que llavoren’s com ara son a tot arreu i enlloc.

Al seu viatge per el Marroc l’hi acompanyà el català Josep Lluís Garcia Vidal, comerciant de fustes. Les seves qualitats de fotògraf les aprofità Infante per testimoniar l’aventura. Aventura per retrobar el llegar cultural de l’Andalusia musulmana.

Era un gran coneixedor de la política que es feia a Catalunya. Coneixia l’obra de Pi i Maragall, Puig i Cadafalch, Rusinyol, Torres i Bages, Valmitjana, Balmes, Coromina i Sabeter, Bosch i Gimpera, Mané i Flaquer, Miller, ... fins i tot va escriure sobre “El compedi de doctrina catalanista” de Prat de la Riba. En certa manera podem dir que era un deixeble avantatjat de la teoria política de federalisme con-federalista de Pi i Maragall. Potser dels pocs que tingué Ebre enllà ...

Francesc Cambó, Lluís Companys i Joaquim Casas Carbó viatjaren a Andalusia
i van parlar amb Blas Infante.

El 1913 Cambó viatjà a Sevilla i estableix contactes amb el nacionalista andalús. Torna a Andalusia el 1917 i un altre cop el 1918. Aquest últim any tots dos participen en un acte públic a Jaén.

El catalanisme polític havia d’interessar, i molt, a un nacionalista andalús com Blas Infante. D’igual manera que el catalanisme estava en certa manera enlluernat per l’independentisme irlandès. Els nacionalistes son sovint acusats de mirar-se el melic, però son de fet, els que més miren enfora; per descobrir al final, que no, que no son una anomalia, que el mon es ple de països que encara no son lliures.

Cambó l’interessa per que representa el catalanisme renovador, però els separa un abisme. Blas Infante no entenia del progrés d’Andalusia sense la superació de l’explotació del “jornaler”. Per Infante, el andalucisme es un moviment popular i social. Infante recorda als aceituners “des de l’infància tinc clavada en la consciència el negre pa dels esclaus”.

Blas Infante confraternitza amb un altre català, Joaquim Casas Carbó, amb el que parla d’Andalusia i Catalunya. CasaS publicà el juny del 1936 a la Llibreria Catalònia de Barcelona poemes a Andalusia i la musica i l’himne andalús.

Quan després dels fets d’octubre, Lluís Companys fou pres al Port de Santa Maria, Blas Infante el va a veure. Abans l’havia escrit una carta:

“La arribada de vostès a Andalusia ens te impressionats profundament. La veritable Andalusia, restaurada en el nostre esperit, voldria allotjar en els seus millors palaus als germans il•lustres de Catalunya per els quals s’ha disposat una prisió en una de les nostres infortunades ciutats”.

Infante, com tothom ha canviat. No es el mateix que havia escrit anys enrere l’Ideal Andalús. Ara creu menys en Espanya i més en Andalusia. En el seu llibre, “la veritat vers el Complot de Tablada i el Estat Lliure d’Andalusia”, el cas de Catalunya surt nou vegades, i això que tractava un altre tema.

Infante fou assassinat, com molts d’altres, però no per el mateix que molts altres. A Blas Infante se l’anomena el pare del pàtria andalusa, no per crear-la, cosa que no era al seu abast, ni es a l’abast de ningú. Si no per ser dels primer a reconèixer-la i cridar-ho ben alt.

Catalunya rebé el passat segle una forta empenta de l’immigració andalusa. Jo com a fill de gaditans ens soc un privilegiat testimoni. Amb tots els problemes i oportunitats que una migració de aquest calibre provoca, no puc deixar de dir una cosa. A tota una generació d’andalusos –els d’aquí i els d’allà- els l’hi furtaren el coneixement d’una figura cabdal a l’historia d’Andalusia, Blas Infante.

Consideraren que era un perill, a Andalusia, però també a Catalunya. Per que l’immigrant andalús havia de ser una eina d’assimilació del regim i per tant era imprescindible que no reconegués la seva nacionalitat d'origen.

Ara Blas Infante, s’ha fer públic, s’ha normalitzat. El seu ideari ha esta depurat i el seu nom sovint s’utilitza com un referent, simplement, autonomista. És doncs un bon moment, aquest setantè aniversari de la seva mort per recordar la vida i el pensament d’aquest home, republicà i andalús ...


VISCA ANDALUCIA LLIURE !!!

El Andaluz Impertinente dijo...

A Ros:
Estos días pocos post habrá en La Arbonaida (me he resistido incluso a poner alguno referido a la garganta del Abuelito), lamentablemente los dos son muy similares: andaluces brillantes asesinados por la incomprensión.
Por ello tampoco hay peli del viernes.
A Bahtian:
Aquí las efemérides son de gente de bien.
A S.D.E. y al Usuario Anónimo:
Lamentablemente es así en gran medida. Es un Personaje que sólo se saca del arcón frigorífico cuando interesa: luego se vuelve a meter.
Al Usuario Anónimo que puso el recorte de VilaWeb:
Moltes gràcies per la teva col·laboració. Una forta abraçada.
Visca Catalunya Lliure!!!!

Bahtian dijo...

Como se entere Bush que dices que el señor Greenspan no es gente de bien te bombardea el chalet de La Moraleja y la finquita de Jerez de los Caballeros.

El Andaluz Impertinente dijo...

Tiene bastantes ocupaciones militares más importantes que represaliarme a mí. Supongo que me pondrá en "lista de espera"

Celsius dijo...

De Blas Infante queda todo: el ejemplo, sus libros, su vida y su muerte.

Todo está ahí, al alcance de la mano de cualquier andaluz. Nada impide esa aproximación. Hay una fundación dedicada a preservar su memoria con todos los datos que se precisen y está abierta al público su casa de Coria, transformada en museo.
Que los políticos oportunistas en Andalucía (la práctica totalidad) oculten, corrompan o difuminen el legado de Blas Infante no es excusa. El pueblo puede acercarse al Padre de la Patria libremente, de mil maneras. Si no lo hace, vergüenza para ese pueblo descastado.
¡Aquí no se salva ni Dios!

Landahlauts dijo...

Los niños en las escuelas, Celsius, habría que difundir más el legado de Infante entre los niños.